Siguen los tiempos interesantes: Bankia, Cumbre UE y Grecia

El historiador Eric Hobsbawm, habló del corto siglo XX, cuyo arranque situó en el inicio de la Gran Guerra (1914) con un final en una fecha: 1991, con la desintegración de la URSS. Este periodo se caracteriza por la aceleración de los acontecimientos históricos, rapidez que parece haberse incrementado desde los años 90 a esta parte.

Hace unos días recordamos la maldición de vivir tiempos interesantes, y la realidad nos sigue dando la razón. Todos los días pasan tantas cosas que tienen interpretaciones internas o externas, con derivadas que ya no se sabe muy bien en qué ámbito circunscribir, que las ediciones digitales de los medios se quedan anticuadas en un plazo de un par de horas.

Esta mañana se conoció el informe de las 17 primeras empresas españolas con el que pretendieron dar un diagnóstico de la situación económica, con una previsión de futuro más optimista de los que arrojan los datos de los foros internacionales: crecimiento del 0,5% para 2013, cumplimiento del déficit del 3% el año próximo también, alabanza de la reforma laboral como base para la recuperación ecoonómica y la creación de empleo general y reafirmación de la competitividad de la economía española, que, a su juicio, estaba siendo injustamente castigada en los mercados internacionales. En el informe que presentaron los responsables de la Champion League empresarial española, se arrojó un dato como ejemplo: la prima de riesgo española debería estar situada hoy en los 150 puntos básicos

No obstante, el día a día se empeña en aguar las buenas noticias: la Bolsa ha cerrado con una caída del 3,3%, por debajo de los 6-500 puntos (cota de mayo de 2003) y la prima de riesgo española se ha situado en 481 puntos, 15 puntos más que ayer.

A todo ello hay que añadir más asuntos interesantes:

→ Primer flanco: Bankia

El ministro de Economía, Luis de Guindos, compareció en el Congreso de los diputados para explicar la gestión de la nacionalización de Bankia, decretada hace dos semanas, dos días antes de la aprobación de la reforma financiera con la que el Ejecutivo de Rajoy pretendía dar confianza al sistema bancario español, en el punto de mira de los mercados. Las explicaciones de Luis de Guindos han sido las que siguen:

  • El saneamiento de la sección financiera de Bankia costará más de lo que se apuntó inicialmente. La semana pasada, habló de una inyección de dinero público de entre 7000-7500 millones de euros. Hoy ha señalado que esta cifra se eleva a 9.000 millones, con lo que, si sumamos las ayudas del FROB, el monto se eleva hasta los 13.500 millones de euros. Aun así, ha apuntado que el Estado proveerá toda la “recapitalización necesaria” de la entidad: “El Gobierno apoyará plenamente las necesidades de capital que resulten del plan de viabilidad. A través del FROB se cubrirán las ampliaciones de capital que resulten necesarias, utilizando los instrumentos disponibles más convenientes”.
  • Esta cifra y la desviación del déficit de algunas CCAA gobernadas por el PP, dado a conocer la semana pasada, deberá mantenerno en alerta ante la posibilidad de anuncios de nuevas medidas de reforma -que se traducirán en recortes de gasto social- para hacer frente a los montantes que van a apareciendo de debajo de las piedras.  Suponemos que, después de estos pufos, será improbable que el PP vuelva a exhibir cartas de recomendación por buena gestión.
  • De Guindos ha dejado claro que la entrada en Bankia (100% de Banco Financiero de Ahorros, lo que supone el 45% de Bankia) es temporal, con la intención de sanear las cuentas y volver a privatizar la entidad al mejor postor “cuanto antes”: se confirma el recurso al Estado para sanear entidades con problemas que se vuelven a privatizar, al 8% de interés (según se dio a conocer las semanas pasadas). Se renuncia así a la posibilidad de crear una banca cívica, con lo que estaremos sentando las bases para que, dentro de 15-20 años, volvamos a tener problemas derivados de una mala actuación del capitalismo financiero y las entidades bancarias, que parecen no haber aprendido lección alguna.
  • El titular de Economía admitió errores en la fusión que dio lugar a Bankia, y ha apuntado la posibilidad de que no tuvo que salir a Bolsa hace un año
  • De Guindos ha señalado que la situación de Bankia constituye un hecho puntual, no es extrapolable al resto del sistema financiero español. No hace muchas semanas, tampoco Bankia tenía problemas oficialmente, así que hay que tomar esta afirmación con todas las reservas posibles.

Segundo flanco: Cumbre Europea informal

Mientras tanto, el tablero del juego sigue en Bruselas, donde esta noche se celebra la mini cumbre del crecimiento, convocada a petición del presidente de Francia y en la que, en teoría, se debatirá cómo impulsar políticas de crecimiento compatibles con las medidas de austeridad impuestas desde los organismos comunitarios desde que estalló la crisis de la deuda soberana. Las posiciones siguen firmes: a un lado, Alemania y socios como España, que priorizan los ajustes fiscales para luego promover políticas de crecimiento; por otro lado, Francia y países con dificultades, que plantean una salida pseudokeynesiana de la crisis, con modificación del estatus del BCE para que inyecte dinero para aliviar la presión sobre los países con dificultades (como España o Italia) y con creación de eurobonos.

Este mediodía, se ha celebrado el primer encuentro bilateral entre Francia y España desde que Hollande tomó posesión del cargo; Rajoy ha acudido al Elíseo, y al término de la reunión, han ofrecido una rueda de prensa conjunta (confirmando que Rajoy sólo atiende a los medios cuando está con otros mandatarios extranjeros), en la que han puesto al descubierto sus cartas: por un lado, guiño a la convergencia en relación la inyección de capital que debería hacer el BCE para aliviar la tensión sobre la zona y, de otro, el discurso aprendido. Rajoy ha insistido en las políticas de austeridad para ganar en confianza y Hollande ha vuelto a plantear una política económica que permita salir a la UE de la recesión.

De fondo, el mismo debate ideológico que hemos glosado en los días anteriores, con más datos  a tener en cuenta: Alemania ha colocado hoy 4.500 millones en deuda a dos años a un interés del 0,07%. Si tenemos en cuenta que a España le cuesta un 4%, entenderemos que sí hay beneficiados con el statu quo actual y que cada vez se entiende menos el órdago que quiere lanzar Mariano Rajoy en Bruselas.

Tercer flanco: Grecia

En la agenda de la reunión de Bruselas, también se abordará la situación griega, después de un día de rumores cruzados de funcionarios que señalaron haber puesto en marcha programas de contingencia ante una posible salida de Grecia de la zona euro, extremo negado a lo largo de la tarde. Es sintomático que desde hace dos semanas, desde que el titular de Finanzas alemán soltó la liebre, no se dejen de escuchar opiniones relativas a la salida de Grecia de la Eurozona, afirmaciones que se desmienten pocas horas después.

Después de saberse este dato, Hollande y Rajoy se han mostrado firmes ante el hecho de que Grecia siga dentro de la moneda única. Por lo tanto, en este punto, cabe preguntarse a quién beneficia generar estas rumores y desconfianzas respecto a la moneda única, si se trata de una estrategia para asustar a los griegos, o si realmente la zona Euro ya baraja la hipótesis real de una salida de Grecia de la moneda común, al coste que requiera.

Si se tiene en cuenta que Durao Barroso ha vuelto a avisar a Atenas de que “la UE sólo mantendrá la solidaridad si siguen los ajustes”, se puede interpretar lo que hemos visto como una forma de presión ante los comicios legislativos que se celebran el próximo 17 de junio, para los que Syriza se ha constituido como partido político para poder disfrutar del bonus de 50 diputados que la Ley electoral fija que se otorgue al partido político más votado (hasta ayer eran una coalición y esta norma no se aplica en este caso). En esta tesis ha abundado por la tarde Angela Merkel, que ha repetido la disposición de Berlín a seguir ejecutando el plan de rescate griego siempre y cuando Atenas se comprometa a cumplir con lo pactado

Son las 21.30 horas, y aún tiene que celebrarse el cónclave de Los 27 en el que se puede definir el futuro de la UE, sumida en la crisis más grave desde su creación, allá por 1957.

Acerca de llegalaultima

Politóloga y periodista en transición
Esta entrada fue publicada en Alemania, Bankia, Crisis financiera, el euro, Grecia, Merkel, Rajoy, UE. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .