CEO: CiU se despeña, con Podemos y la CUP en ascenso

Hace unos días, el Centre d’Estudis d’Opinió (CEO) publicó el barómetro sobre la opinión de los catalanes ante el Debate de política general que se celebró en el Parlament el pasado mes de septiembre (antes de la comparecencia de Jordi Pujol) y que sirvió como termómetro de los distintos grupos ante la situación político, económico y social de la CCAA. Invitamos a los interesados a revisar los datos sobre las intervenciones de los distintos portavoces parlamentarios y a compararlo con los datos del CEO sobre el Debate de política general de hace un año:

  • El 57.1% dice que lo siguió poco o nada (+17.7 puntos respecto a hace un año) porque no le interesaba (53.5%).Entre los que sí lo hicieron, el 61% lo hizo a través de TV, el 36.6% a través de la radio, el 30.2% a través de la prensa y el 28.4% a través de Internet (porcentaje que aumenta 4.2 puntos mientras cae 7.7 el seguimiento a través de TV) y señalan, en un 70.6% que se escucharon, sobre todo, críticas.
  • En cuanto al tono de las intervenciones, Alicia Sánchez-Camacho es la líder que peor valoración recibe (2.04 de media) y, de nuevo, Oriol Junqueras recibe la mejor nota (5.75 de media). Entre ellos, Mas (5.54) y Herrera (5.16) logran el aprobado. Suspenden Miquel Iceta (4.33), David Fernández (3.60) y Albert Rivera (3.34).
  • En relación al contenido de las mismas, el 41.7% asegura estar poco o de nada de acuerdo con las afirmaciones que realizó Mas mientras que el 53.3% se posiciona en sentido contrario en relación a la intervención del líder de ERC. De nuevo, los líderes que mayor rechazo generan son Camacho (el 81.3% dice compartir poco o nada de lo que dijo, con un porcentaje que llega al 63.8% en el caso de desacuerdo total) y Rivera (68.35, con un 38.9% que muestra rechazo total al contenido de su intervención).
  • Pese a todo, el 31.3% mantiene que el debate lo ganó Mas frente a un 15.8% que estima que el vencedor fue Junqueras y eso a pesar de que: el 53.9% cree que Mas no transmitió un mensaje de confianza en el futuro político; el 48.3% no cree que vaya a cumplir sus promesas electorales; el 43% no cree que transmitiera fortaleza como Gobierno; y el 56.2% opina que no transmitió fortaleza en sus políticas económicas. Por su parte, el 50.9% cree que Junqueras realizó propuestas realistas de cara al futuro; el 56.8% opina que realizó una oposición constructiva; y el 48.6% asegura que manifestó confianza en la sociedad catalana:

CapturaCEODebate

  • El CEO establece una comparativa entre ambos líderes en función de unos rasgos. Mas y Junqueras casi empatan cuando se habla de seriedad (69.1%-68.1%); responsabilidad (60.9-61.3%); realismo (51.4-50.8%); espíritu constructivo (57-57.6%) o escasa autocrítica (58.6-56.4%). Junqueras gana a Mas en términos de superficialidad (60.1% rechaza que el líder de ERC lo fuera frente al 57.4% que opina que Mas lo fue) y claridad (73.7% frente a 69.1%). El 50.8% opina que Mas fue demagógico y el 47.9% niega que Junqueras lo fuera.

De acuerdo a estos datos, no sorprende que ERC vuelva a ser la opción favorita en términos de intención directa de voto, aunque pierde un punto respecto al estudio del CEO de hace un año. CiU se desploma y hoy logra el 13.1% de voto decidido (-4 puntos respecto a hace un año). El PSC frena la sangría y hoy recibe un 5.8% (-0.2 puntos respecto a 2012) mientras que ICV pierde 1.5 puntos (se queda en 4%). Le adelantan C’s, con un 5.3% (-0.5 respecto a hace un año). La CUP logra el 2.9% (+0.5 puntos)  y Podemos irrumpe con un 3.9%. Cerraría la tabla el PP, con un 2.1%, perdiendo 0.7 puntos en solo un año:

CapturaCEO

Aun así, casi el 30% del electorado mantiene que no votará a ninguna de las formaciones mencionadas.

Si nos fijamos en la simpatía, los datos son muy parecidos: ERC es la formación que mayor porcentaje recibe (18.4%), seguida de CIU (12.5%) y el PSC (7%). Le siguen Podemos (4.5%), ICV (3.6%), C’s (3.3%), CUP (3.3%) y vuelve a cerrar la lista el PPC (2.6%).

CapturaCEO

En términos de recuerdo de voto, los datos comparados con la intención directa de voto no hacen más que confirmar el ascenso de ERC y el desplome de CiU: el 26.3% dice haber votado a la formación de Mas en 2012 (-13.2 puntos en relación a los dicen que le darían su confianza de nuevo); el 15.9% cita a ERC (-3.9 respecto a los que hoy le votarían) y el 9.6% cita al PSC (casi 4 puntos más de los que hoy repetirían). El 6.5% cita a ICV (-2.5 puntos respecto al voto decidido hoy) y el 4.5% a C’s (-1.2 puntos respecto a los que hoy confiarían en la formación de Rivera). El 3.3% cita al PP  y el 1.9% a la CUP.

Así, el 56.5% se declara de izquierdas (desde el centro izquierda a la extrema izquierda), con un 49% que señala que se siente tan catalán como español (21.6%) o sólo catalán (27.5%). En lo que sí no caben dudas es en la voluntad del electorado catalán por votar: el 70.8% se declara a favor de la consulta frente al 22.9% que se posiciona en contra:

CapturaCEOconsulta

A estas alturas, se confirman algunas de las consideraciones que reseñamos hace un año: el fuerte desgaste de las fuerzas centrales del sistema político catalán (aunque el PSC parece haber frenado la caída libre con la elección de Miquel Iceta) que es dramática en el caso de CiU. ERC se asienta como primera fuerza política con un líder fuerte, que transmite seguridad y realismo incluso entre los que no estarían dispuestos a votar a su formación.

A falta de un examen más detallado, resulta evidente también que está habiendo transferencias de votos entre los partidos políticos que explican el ascenso de formaciones como ERC, CUP y C’s en detrimento de otras, como PSC, ICV, CiU y PPC, que están dispersando sus votos en alternativas que ponen el acento en el factor identitario, en la alternativa económica o en una combinación de ambas con una reflexión sobre el sistema democrático representativo.

En este escenario, resulta significativa la irrupción de Podemos, una formación de nuevo cuño que está haciendo daño a formaciones distintas por distintos motivos: a ICV, con un importante descenso de intención directa de voto desde hace un año; pero también a C’s, que ya no emerge como la única opción alternativa. En este sentido, resulta también sintomático el avance continuado de las expectativas de la CUP, una de las formaciones que, junto con ERC, mejor está gestionando todo el debate en torno a la consulta.

Por último, y no menos importante, resulta la repetición de porcentajes muy elevados de ciudadanos que están a favor del derecho a ser consultados el encaje de Cataluña en el conjunto del Estado español. En este momento, resulta difícil pensar que la tensión se reconducirá con una estrategia basada en la judicialización de la consulta y con proclamas a favor del diálogo en torno a unos límites (intocables) de la Ley.

Anuncios

Acerca de llegalaultima

Politóloga y periodista en activo
Esta entrada fue publicada en Cataluña, Podemos, Sondeos. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a CEO: CiU se despeña, con Podemos y la CUP en ascenso

  1. Pingback: NC-Report reafirma el avispero catalán | La última en llegar

  2. Pingback: CEO: CiU recupera el liderazgo en un sistema multipartidista | La última en llegar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s