Sobre la Marcha del cambio de Podemos

Este domingo, Podemos ha convocado una manifestación en Madrid que pretende ser el inicio el ciclo electoral que arrancará en Andalucía el próximo 22 de marzo y que concluirá en la celebración de las elecciones generales en otoño.

La Marcha del cambio exhibirá en la calle parte del diario de Podemos, que se resume en el vídeo con el que llaman a ocupar las calles de Madrid este 31 de enero: salud (que podemos interpretar como sanidad pública), Salud, rebaja de las tasas universitarias, libertad de manifestación, educación pública gratuita, evitar los desahucios, trabajo. En la práctica, servirá para pulsar el apoyo que Podemos tiene en la calle una vez confirmado su éxito en los sondeos sobre intención de voto:

En el spot puesto en circulación por la organización, además de ciudadanos anónimos, aparecen las caras más conocidas de Podemos, esas que han formado desde el inicio el núcleo duro del partido y que han salido victoriosos, hasta ahora, de todos los procesos de primarias convocados para poner en marcha la maquinaria organizativa.

Casualidades de la vida, Pablo Iglesias, Luis Alegre, Iñigo Errejón, Juan Carlos Monedero y Carolina Bescansa aparecen en la Puerta del Sol, el epicentro simbólico del 15M. Así, igual que hace unas semanas mencionábamos cómo Iglesias trasladaba la idea de que el espíritu de Podemos cristalizó en las movilizaciones durante la jornada de reflexión del 13 de marzo de 2004, comprobamos cómo, en este spot, se apropia también de buena parte del espíritu que llevó a la Puerta del Sol y a otras plazas a miles de personas al grito de “No nos representan”.

Además de los motivos para manifestarse y de priorizar el elemento joven y de vida (que simboliza la niña y la mujer en avanzado estado de gestación que cierra el spot), en el vídeo se escuchan algunos de los eslóganes que escucharemos durante todo este ciclo electoral:

  • “Un Gobierno para las personas”
  • “No podemos esperar sentados”
  • “Es la hora de los ciudadanos. Nos toca”
  • “Vamos a tener lo que nosotros construyamos”
  • “El día 31 de enero vamos a demostrar que, entre todos, vamos a poder cambiar la historia de nuestro país”
  • “No se lo vamos a pedir a los reyes” (magos)

Todos estos mensajes se trasladan en un vídeo que dura menos de un minuto y que resulta sencillo en términos de realización. La intención es que el espectador se fije en la gente que aparece, gente de aspecto normal, y en los mensajes que transmiten y que se basan en señalar que se ha conseguido lo más difícil: Un cambio en la mentalidad que lleva a creerse que es posible hacer realidad los deseos.

Incluso antes de celebrarse, ya podemos vaticinar que la Marcha del cambio será un éxito; desde Podemos, cifraron en 240 los autobuses que se dirigirán desde distintos lugares del país a Madrid. Y eso a pesar de las previsiones meteorológicas que avanzan una ciclogénesis durante el fin de semana. Uno de los elementos que permiten confirmar su éxito tiene que ver con el anuncio del ala más izquierdista del PSOE de que caminarán con los ciudadanos este sábado en Madrid.

Por cierto, llama la atención el nombre elegido para convocar a manifestarse: Se elige “marcha del cambio” y no “marcha por el cambio”, asumiendo, de esa manera, que el cambio ya existe y que los ciudadanos son los que deben darse cuenta y asumir su papel en propiciar que sea una realidad.

También resulta llamativo la elección del término “marcha”, sustantivo del verbo marchar (“Dicho de la tropa: Ir o caminar con cierto orden y compás”), en lugar de manifestación (“Reunión pública, generalmente al aire libre, en la cual los asistentes a ella reclaman algo o expresan su protesta por algo”), una selección que incide en una idea más militante de los simpatizantes de Podemos y que, con mucha maldad, podría llevar a rememorar la Marcha de Roma liderada por Mussolini.

Por otra parte, Podemos ha optado esta vez por una herramienta clásica de la movilización social, la manifestación, sobre todo tras constatarse que la presión de la calle quedó totalmente desactivada en 2014, en buena medida porque muchos entendieron que sus reivindicaciones podrían ser canalizadas a través de Podemos [exactamente igual que ocurrió durante la Transición, en los momentos previos a la victoria socialista de 1982].

CODA. Una de las acusaciones más recurrentes contra los líderes de Podemos, además de equipararlos con el resto de políticos a los que denominan casta con la difusión de informaciones por parte de medios de distinto pelaje, es que se toman demasiado en serio. Quizás por es motivo, Iglesias y Errejón participaron en el anuncio  de presentación de la próxima temporada de Salvados, el programa de Jordi Évole que vuelve este fin de semana a las pantallas de La Sexta:

Y lo hacen bromeando con uno de los argumentos más recurrentes desde hace meses: El papel de La Sexta (y Cuatro) en el conocimiento y difusión de los mensajes de Podemos.

Anuncios

Acerca de llegalaultima

Politóloga y periodista en activo
Esta entrada fue publicada en Podemos. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Sobre la Marcha del cambio de Podemos

  1. Pingback: Podemos confirma su músculo con #EsAhora31E | La última en llegar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s