Sondaxe: Cinco de las siete ciudades gallegas esperan a los pactos

Una de las características de nuestro sistema político es el centralismo y la atención de Madrid recibe tanto en los medios como en las organizaciones políticas. Durante años, la presencia de ETA corrigó esta tendencia respecto a Euskadi, algo que también ocurrió desde 2012 con el planteamiento del proceso soberanista en Cataluña. Sin embargo, esta precampaña electoral ha conseguido que la atención vuelva a orbitar sobre lo que pueda ocurrir en Madrid, sobre todo ante la posibilidad de un cambio político en una CCAA que lleva dos décadas bajo control del PP.

Desde que comenzamos este blog, hemos intentado que nuestra atención no se centrara sólo en Madrid. De ahí el seguimiento a las encuestas en Euskadi, Cataluña y Andalucía, una tendencia que hoy completamos con el análisis del sondeo de Sondaxe para La Voz de Galicia que se publicó hace unos días sobre la intención de voto en las municipales [Galicia celebra elecciones autonómicas en otoño de 2016]. Con este blog también damos pistas sobre cuál será nuestra atención cuando arranque oficialmente la campaña electoral, no tanto por desinterés ante los procesos de cambio en otras CCAA sino por la imposibilidad de sacar más tiempo para poder realizar un seguimiento mínimamente serio.

El sondeo de Sondaxe, a partir de 400 entrevistas realizadas en las siete ciudades gallegas y en 300 villas, una diferencia que aún es fundamental para entender la política gallega, pregunta sobre las expectativas electorales en las elecciones municipales y en clave de comiciosn generales. La muestra se recogió entre los días 15 y 24 de abril.

La buena noticia para el PP es que aguanta mejor en el ámbito de generales que en las municipales, con la mención expresa de Santiago de Compostela, que durante estos años ha dado muestras de absoluto desgobierno por la imputación de casi todo el grupo municipal ‘popular’ que, sin embargo, volvería a ganar las elecciones de forma cómoda.

A Coruña: El PP, a punto de la mayoría absoluta 

El PP ganaría las municipales con el 40.5% de los votos (-3.1 en relación a 2011) y perdería uno de los 14 concejales que tiene en la actualidad. El PSdG sería segunda fuerza con el 20.3% de los apoyos (-6.4 en relación a 2011 y 2 ediles menos) mientras que C’s irrumpe con el 13.5% de intención de voto y 4 concejales. Marea Atlántica (donde está integrada Podemos) seriá cuarta fuerza en la corporación con el 9.3% de los votos y 3 concejales. El BNG perdería más de la mitad de su representación de 2011 y hoy se quedaría con el 5.8% de los votos y 1 1 diputado. IU quedaría fuera:

CapturaSondaxeCoruña

En clave de elecciones generales, la situación sufre algunos cambios interesantes. El PP sería el primer partido con el 35.7% de los votos (casi 10 puntos menos que en las generales de 2011), seguido por el PSdG, con el 24.7% (-6.6), y Podemos, que con el 12.9% desbanca a C’s, que se quedaría como la cuarta opción. El BNG lograría el 5.2% de los votos (-4.5 en relación a 2011) mientras que IU se conformaría con el 4.7% (casi dos puntos menos que en la actualidad).

Vigo cambia de signo  político

En Vigo, la mayor ciudad industrial de Galicia, se produce un vuelco en el reparto del poder municipal, con el PSdG como primera fuerza con el 43.2% de los votos y 14 ediles (-9.1 puntos respecto a 2011, uno de los incrementos más espectaculares del poder del socialismo en el país). El PP sería segunda fuerza con el 26.3% de los votos (-16.1 puntos) y 8 ediles de los 13 que tiene en la actualidad. C’s sería la tercera opción con el 11.6% de los votos (3 concejales) y Marea de Vigo ser haría con el 5.5%de los votos (1 concejal). El BNG perdería más de la mitad del poder municipal obtenido en 2011 y se quedaría conel 5% de los votos y un edil:

CapturaSondaxeVigo

Si en las elecciones municipales existe un vuelco en las preferencias de los ciudadanos, en los comicios generales las cosas varían sustancialmente, aunque se confirma el desplome de intención de voto de las fuerzas centrales del sistema político gallego (y ahí incluimos también al BNG). El PP obtendría el 25.1% de los votos (-18.2) puntos, aunque sería la fuerza más votada en esta ciudad. C’s quedaría como segunda opción con el 21.1% de los votos, con el PSdG en el 20.3% (-13 puntos, una caída estrepitosa y más acorde con las expectativas de voto de este partido en otros territorios). Podemos sería cuarta fuerza, casi empatada con PSdG y C0s (19.3% de los votos), mientras que el BNG se deja 5 puntos e IU 3.5.

Santiago de Compostela: El PP saca 14 puntos  a su inmediato competidor

La capital política gallega ha vivido un mandato lleno de problemas de casos de corrupción que salpicaron a buena parte de la corporación municipal. Pese a todo, el PP volvería a ganar las elecciones con el 37.6% de los votos y 11 concejales, -5.7 puntos en relación a 2011. Compostela Aberta, en la que se integra Podemos, sería la segunda opción para el 23.6% de los votantes (6 ediles). El PSdG habría perdido casi la mitad de su representación actual (-13.8 puntos) y el BNG pasaría del 13.3% a un 8.9% (2 concejales). Santiago sería una de las ciudades en las que C’s tendría menor implantación: Conseguiría un asiento con el 6.3% de los votos.

CapturaSondaxeSantiago

En clave de elecciones generales, la situación de aclara todavía más. El PP obtendría el 32.4% de los votos, -16.7 puntos, una caída que se miitga por la distancia a la que quedaría de sus competidores. C’s, que en las elecciones municipales era quinta fuerza, en clave nacional obtendría el 18.4% de los votos, con el PSdG en el tercer lugar con el 17.8% (casi 9 puntos menos que en 2011). Podemos lograría el 16.2% mientras que el BNG habría perdido 7.8 puntos (se quedaría en el 5%), e IU habría perdido 0.3 puntos hasta el 5%.

Ourense: Sin rastro de Podemos y C’s en un consistorio sin grandes cambios

El rasgo más llamativo que detecta Sondaxe en relación a la estimación de voto de Ourense, la capital de interior por excelencia de Galicia junto con Lugo, es la ausencia de Podemos y C’s en la intención de voto de los ciudadanos a nivel municipal (aunque sí aparecen como opciones políticas de cara a las elecciones generales). Así, el PP volvería a ganar las elecciones como en 2011 (aunque no gobierna ante su incapacidad de lograr una mayoría suficiente), con el 36.9% de los votos y 12 concejales, uno más que en la actualidad a pesar de perder casi un punto de estimación de voto. El PSdG sería la segunda fuerza con el 27.9% y 9 ediles (-8.8 puntos) mientras que Democracia Ourensana sube sus expectativas electorales y pasaría del 8% actual a un 11.9% (y 3 asientos). El BNG perdería 1.2 puntos de intención de voto y se quedaría en el 9.6%

CapturaSondaxeOurense

Si se pregunta pro las elecciones generales, la situación cambia relativamente. El PP volvería a ser la primera fuerza, con un porcentaje de voto muy similar al de las municipales, aunque habría perdido 11.6 puntos respecto a los resultados de la votación de las elecciones generales de noviembre de 2011. El PSdG obtendría el 26% de los votos (-8.3 puntos) y C’s lograría el 12.7%, mientras que Podemos se conformaría conel 10.7% de los votos. El BNG se habría dejado casi dos puntos mientras que IU ganaría 0.6 al pasar del 3.8% de la representación actual al 4.4% de intención de voto.

Lugo: El PSdG aguanta como segunda fuerza

En el consistorio de Lugo se registra un empate entre PP y PSdG a 11 concejales, un resultado que se explica por la pérdida de poder del PP, que pasaría del 44.2% obtenido en 2011 a un 37.1% hoy. El PSdG se habría dejado 1.6 puntos respecto a 2011, y su apoyo quedaría muy lejos de su inmediato competidor, C’s, con el 6% de intención de voto. Lugo Novo lograría el 5.8% (1 asiento) y el BNG  el 5.11% de apoyos. Según Sondaxe, hay dos partidos nuevos que entrarían en el Ayuntamiento, por lo es fácil entender a costa de qué formaciones crece: El PP por un lado, con la pérdida de 7.1 puntos, y el BNG por el otro, que se deja 3.9 puntos:

CapturaSondaxeLugo

La estabilidad relativa de los resultados de las municipales quedan modificados cuando observamos las expectativas de voto en relación a las elecciones generales. El PP pierde nada menos que 20.4 puntos y pasa del 50.2% de la representación a un 29.8%. El PSdG también sufre un desgaste importante y se deja 8.7 puntos. C’s entra con el 19.6% de los votos (un porcentaje que se parece mucho a lo que pierde el PP) y Podemos con el 16.7%. El BNG pasa del 7.9% de los votos que recibió en 2011 a un 5.4% mintras que IU pierde casi dos puntos al quedarse en el 3.2%.

Pontevedra: BNG en municipales, PP en las generales 

Pontevedra se convierte en el feudo del BNG, que gobenraría con el 45.2% de los votos y 13 concejales, +5.9 puntos en relación a 2011. El PP sería segunda fuerza con el 31.8% de los votos (-7.7) y el PSdG pasaría del 13.3% y 3 concejales a un 9.5% y 2 asientos. C’s entraría en el consistorio con un 5.2% de los votos y un concejal.

CapturasondaxePontevedra

Esta situación se modifica sustancialmente cuando se pregunta por la intención de voto en las elecciones generales. El PP aparece como la primera fuerza, con el 28.8% de los votos, una caída de 17.8 puntos. Este resultado quedaría maquillado porque quedaría a casi 10 puntos de distancia del segundo partido más votado, el PSdG, que lograía el 19.1% de los votos tras perder 9.5 puntos. C’s sería la tercera opción, con el 17.3% de los votos, mientras que Podemos se haría con el 15.7% de los escaños. El BNG perdería casi 5 puntos (del 15.4% al 10.3%) e IU perdería casi un punto respecto a 2011.

Ferrol: Hegemonía del PP en las municipales, cambios en las generales 

El PP también aguanta con el 40.5% de los votos y 12 concejales (-3.2 puntos en relación a 2011). Ferrol en Común sería la segunda opción, con el 19.8% de los votos  (y asumiría los votos conseguidos en 2011 por IF e IU) y 5 concejales, los mismos que lograría el PSdG con el 16.6% de los votos (-7.7 puntos). C’s tendría 2 concejales con el 8.9% de los votos y el BNG 1 con el 5.5% (-3 puntos).

CapturaSondaxeferrol

En las elecciones generales, se corrige la tendencia aunque el PP sigue siendo la primera fuerza política, con el 25.6% de los votos (-22.4 puntos respecto a 2011). Podemos se sitúa muy cerca de los ‘populares’, con el 21.8% de intención de voto, seguido de cerca por C’s, que lograría el 19.9%. El PSdG sería cuarta fuerza, con el 15.4% (-15 puntos en relación a 2011), mientras que IU aguanta el tirón (pierde 0.3 puntos). El BNG pasaría del 9.6% de la representación a un 4.8%

Consideraciones

El sondeo de Sondaxe registra varias tendencias interesantes, que engarzan con la propia identidad de cada ciudad:

  • Se registra una importante pérdida de apoyos generalizada en las fuerzas tradicionales del sistema de partidos gallego, con especial incidencia en el PP y el PSdG, sobre todo cuando se plantea el sentido del voto en las elecciones generales
  • Las expectativas de voto en las elecciones generales modifican por completo el mapa municipal. Llama la atención que C’s sea la segunda opción en ciudades como Vigo o Santiago y que Podemos sea la opción favorita en Ferrol, donde la coalición en la que va integrada lograría un resltado muy parecido. En el mismo sentido, el PSdG tiene un problema grave: Sólo en Coruña, Ourense, Lugo y Pontevedra sería el segundo partido más votado, datos que el PSOE nacional debería tener en cuenta de cara a sus expectativas electorales.
  • El BNG sólo tiene una buena noticia: entrar en el consistorio de Pontevedra por mayoría absoluta. Es, junto con el PSdG y el PP, la formación que más sufre la presencia de los nuevos partidos, con especial incidencia en Coruña y Vigo, donde se deja más de la mitad de su representación.
  • En este mismo sentido, el PSdG tiene en su haber asentar el gobierno municipal en Vigo, donde estaría a punto de conseguir también la mayoría absoluta.
  • El PP aguanta bien en ciudades como Coruña o Ferrol (donde estaría a punto de la mayoría absoluta) y en Ourense y Lugo, donde su desgaste, al igual que el del PSdG, es relativo.
  • No es casualidad que en estas dos ciudades la emergencia de los nuevos partidos sea menor (como en Lugo) o inexistente (como en Ourense) en municipales, algo que cambia cuando cambiamos también de nivel institucional. Aun así, sorprende que la baja incidencia de C’s y Podemos en ciudades como Ourense (por debajo del 13%), algo que no ocurre en Lugo, donde su presencia en generales es bastante mayor que en las municipales (19.6% en el caso de C’sy 16.7% en el caso de Podemos).
Anuncios

Acerca de llegalaultima

Politóloga y periodista en activo
Esta entrada fue publicada en C's, elecciones, Galicia, IU, Modelo territorial, Podemos, PP, PSOE, Sondeos. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Sondaxe: Cinco de las siete ciudades gallegas esperan a los pactos

  1. Pingback: 24M: Giro a la izquierda, con la marca Podemos como sustituto del PSOE en las grandes ciudades (y II) | La última en llegar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s